Economía

El precio de la gasolina podría quedar debajo de los $3 dólares por galón antes de Navidad 2022

Se espera que los precios de la gasolina bajen a menos de $3 por galón antes de Navidad, mientras que los precios del diesel tenderán a subir durante el invierno.

La tendencia indica que el año podría terminar con precios de gasolina a la baja en Estados Unidos.

 

Foto: Sean Gallup/Getty Images

Si bien el precio de los combustibles no depende directamente del costo del petróleo, la volatilidad que registran los hidrocarburos en el mercado global tiende a afectar el bolsillo de todas las personas, tengan o no automóvil, pues a medida que aumenta el valor de los combustibles, también hace el precio de las materias primas y alimentos consumidos diariamente.

Sin embargo, En los últimos días el precio de la gasolina ha mostrado una ligera tendencia a la baja.

Según datos de la American Automobile Association (AAA) El precio promedio del galón de gasolina regular sin plomo a nivel nacional abrió la semana en $3,66 dólares, lo que representa aproximadamente ¢10 centavos menos que la semana anterior.

Sobre, Patrick DeHaan, analista senior de petróleo en el observador de precios GasBuddy, estima que durante el resto del año el costo de la gasolina podría caer aún más.

“Todos verán alivio en la bomba esta semana, con caídas aún más sustanciales en el camino a medida que los precios del petróleo se desplomaron la semana pasada para negociarse brevemente por debajo de $ 80 por barril. No es imposible que, si los mercados petroleros se mantienen aquí, podríamos ver un promedio nacional de $ 2.99 alrededor de Navidad, ciertamente el placer que todos los automovilistas esperan.“, señaló en una entrevista con United Press International.

 

En cambio, el experto en temas de hidrocarburos advirtió que los precios de otros combustibles como el diésel posiblemente podrían bajar hasta el verano del próximo año.

“El precio promedio del diesel aún supera los $5.00 por galón en gran parte del estado. Debería haber algo de alivio en lo que respecta al precio del diesel, pero probablemente no tanto como lo que veremos con la gasolina. Y es que el máximo consumo de gasóleo se da en invierno, gracias a que es el combustible que se utiliza para la calefacción, por lo que a medida que las temperaturas bajan, el gasóleo ve aumentar la demanda y eso hace que su precio suba más en invierno, pero cae en el verano”, subrayó.