Inflación: está la Fed perdiendo la batalla, una respuesta podría estar en la crisis de vivienda

Inflación: está la Fed perdiendo la batalla, una respuesta podría estar en la crisis de vivienda

Contenidos:

El informe de inflación de septiembre puso en la pared de los analistas las acciones de la Reserva Federal para enfriar la escalada de precios con las históricas subidas de tipos de interés. A pesar de ello, una mirada más profunda al mercado podría ofrecer una respuesta a la crisis inmobiliaria que atraviesa el país.

La inflación en septiembre aumentó un 8,2%, impulsada por los altos precios en el mercado inmobiliario, según el informe del jueves de la Oficina de Estadísticas Laborales.

La inflación en septiembre aumentó un 8,2%, impulsada por los altos precios en el mercado inmobiliario, según el informe del jueves de la Oficina de Estadísticas Laborales.

Foto: SAUL LOEB/Getty Images

Informe de inflación de septiembre fue catastrófico para la Reserva Federal y su estrategia que lleva realizando desde hace varios meses para controlar la escalada de precios.

La subida del 8,2% en septiembre del Índice de Precios al Consumidor (IPC) no demuestra que las acciones de la Fed para encarecer los créditos estén cumpliendo su objetivo.

Es más, según los analistas, que recibieron el informe de la Oficina de Estadísticas Laborales con todas las alarmas encendidas, los datos del mes pasado muestra casi cero resultados que la Fed pueda destacar.

Lo cierto es que el 8,2% de septiembre es muy similar al 8,3% de agosto y al 8,5% de julio y el pasado marzo, cuando la Fed decidió emprender una serie de ajustes agresivos en su tasa de interés para enfriar la economía.

Para los analistas, la Fed no lo está consiguiendo. Sin embargo, dentro de la Reserva Federal, la lectura tendría una línea más fina para mirar: el mercado inmobiliario se sumió en una crisis de asequibilidadsegún un informe de CNN.

Antes de conocer el resultado de la inflación de septiembre, la vicepresidenta de la Fed, Lael Brainard, recordó que los efectos de las subidas de tipos clave pueden tardar meses que se refleje en la economía.

Sin embargo, en el marco económico, el mercado inmobiliario es particularmente sensible a los ajustes de la tasa de interés o el endurecimiento de la política monetaria.

Como ha reconocido la propia Fed, sus movimientos causará dolor en familias y empresasy el mercado inmobiliario es uno de los que más duramente refleja los resultados de una política más estricta.

Esto es porque las tasas hipotecarias están profundamente ligadas a las tasas clave de la Fed y ese vínculo es notorio con los movimientos que han vivido en los últimos meses.

Tasas para hipotecas fijas a 30 años, las más comunes entre los estadounidenses, promedio 6.9% en la última semanalo que la sitúa en un rango no visto en 20 años y prácticamente el doble del 3% en el que se ubicaban hace un año.

Para el economista jefe de Freddie Mac, Sam Khater, el comportamiento del mercado inmobiliario contrasta con lo que atraviesa la economía, aún con la incertidumbre latente y los temores de una recesión.

El fuerte crecimiento del empleo y los salarios mantiene positivos los balances de los consumidores, mientras que la inflación persistente, los temores de recesión y la asequibilidad de la vivienda están provocando una caída precipitada de la demanda de vivienda. CNN.

¿Qué opciones tiene la Fed?

Aunque la mayoría de los analistas consideran que el reporte de inflación de septiembre fue un desastre, también estiman que 8.2% impulsará la decisión de la Fed de continuar por la senda de los ajustes al alza.

En realidad, la Fed no tiene muchas opciones, porque si el objetivo es aplastar la inflación, su tasa clave es el arma más poderosa que tiene para controlar los precios y enfriar el mercado.

La Fed lo tiene claro y su presidente, Jerome Powell, fue enfático tras el anuncio del pasado mes de septiembre: hay que olvidar el "aterrizaje suave" porque el riesgo de que la inflación arraigue entre los consumidores es mayor que el dolor que puedan causar sus ajustes. aunque eso se llame recesión.

Mientras tanto, y mientras se cumple el objetivo, Los estadounidenses pagarán con precios más altos y costos de crédito más altosesperando que el mercado laboral finalmente ceda y comience la destrucción de empleo.

Subir