Política

Tardarían dos años en descongelar la nueva la Ley de Hidrocarburos; van más de 7,000 amparos

Descongelar el nuevo Ley de hidrocarburos Será un proceso que llevará unos dos años, ya que los tribunales han recibido más de 7.000 amparos que no han sido resueltos, ya que es previsible que el desacuerdo de los afectados se resuelva en otras instancias.

El próximo 4 de octubre se cumplirán cinco meses después de su publicación en el Diario Oficial de la Federación (DOF) el decreto por el que se modifican y adicionan diversas disposiciones a la Ley de Hidrocarburos, que se encuentra vigente desde el 5 de mayo.

Si bien las reformas están vigentes desde el día siguiente a su publicación, algunas fueron suspendidas el pasado mes de junio por la Jueces de distrito en materia administrativa, especializada en competencia económica, radiodifusión y telecomunicaciones.

Los Jueces Primero y Segundo de Distrito, Rodrigo de la Peza y Juan Pablo Gómez Fierro, otorgó suspensiones definitivas con efectos generales contra algunos de los artículos de dicha reforma.

Puedes leer: La escasez de productos derivados del petróleo podría provocar la importación de frenos

Por otro lado, el Juzgado Segundo Colegiado ha desestimado juicios alegando una afectación por el mero hecho de que la reforma entró en vigor, y el pasado jueves el Juzgado Primero desestimó uno más que interpuso una empresa.

El plazo de protección expira

Julia González Romero, asociada senior del despacho de abogados González Calvillo, manifestó que el 15 de junio vence el plazo para presentar los recursos de amparo contra la reforma a la Ley de Hidrocarburos.

Esto, si se consideró que era autoaplicable, es decir, que causó daño por su sola entrada en vigor. «Pero hay tantos juicios, que más de tres meses después no acaban de ser admitidos», afirmó.

Te puede interesar:  CEO de Citi dice que México es atractivo para invertir: AMLO

Si hubo muchos recursos contra la Ley de la Industria Eléctrica, ahora, contra la Ley de Hidrocarburos son tantos que a pesar de que el plazo expiró el 15 de junio, aún no han terminado de admitirlos y los tribunales ya tienen más de 7.000 registros.

mencionado.

Explicó que cuando se publica una ley y alguien considera que por su mera existencia causa daño, puede defenderse a través de un protección indirecta contra una norma que se considera autoaplicable.

En el caso de la Ley de Hidrocarburos, las reformas a los artículos 4 y 6 transitorios establecieron que las autoridades pueden revocar los permisos que incurran en algún incumplimiento de este reglamento y que no cumplan con el requisito mínimo de almacenamiento, y fue esta disposición la que provocó miles de llamamientos.

Carlos Flores, especialista del sector energético, comentó en su cuenta de Twitter que el proceso para resolver todos los desacuerdos generados por la reforma podría concluir hasta el final del sexenio.

Consideremos que los fracasos de estos eventuales ensayos probablemente no serán el último recurso. El asunto se intensificará, bueno, puede llevar un par de años.

mencionó al referirse a los juzgados que desestimaron las denuncias.

Te puede interesar: Kenneth Salazar, la esperanza del sector energético

Al respecto, Julia González señaló que para descongelar la Ley, primero se deben resolver los miles de recursos.

«Hasta ahora, estos artículos suspendidos no se están aplicando a nadie, ni se pueden aplicar a nadie hasta que se levante la última suspensión o se desestime la última demanda», reiteró.

Te puede interesar:  Diez mineros están atrapados tras derrumbe en mina de carbón en Coahuila

Incluso si la reforma se descongelara y su aplicación hubiera afectado, podrían presentar otra demanda de protección indirecta.

El mayor impacto será cuando se descongele

Oscar Ocampo, coordinador de energía del Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO), señaló que el impacto de la Ley de Hidrocarburos será en el mediano plazo, es decir, luego de que entre en vigencia y se revoquen los permisos de las empresas.

“Debemos esperar la resolución de los tribunales o el estado final del litigio. Probablemente esto no terminará en los tribunales colegiados, es decir, habrá que esperar en caso de que llegue a las próximas instancias ”, declaró.

González destacó que el Senado de la República no está recibiendo notificaciones de las suspensiones provisionales a la reforma.

Por eso hay muchos ensayos que no han podido avanzar. Es decir, se admiten los juicios, se concede la suspensión provisional, pero no la suspensión definitiva porque no se ha podido notificar al Senado, dijo el abogado.

De ahí la importancia de ver si la Corte Suprema de Justicia de la Nación va a confirmar o rechazar la acción de inconstitucionalidad presentada por los senadores.

adicional.

En junio pasado, la SCJN desestimó la acción de inconstitucionalidad interpuesta por los senadores de la oposición por las reformas a la Ley de Hidrocarburos, pero la Corte la desestimó por la ausencia de firmas autógrafa en los documentos entregados.

Este contenido fue publicado originalmente en: Link